Aunque los lazos materiales desaparecen con a muerte de un Ser Querido,

los espirituales se fortalecen cuando nos unimos con ellos en oración.

El Vuelo de la Mariposa

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14

Victoria: Relato de vuelo

13/04/2019

Victoria: Relato de vuelo

Tarde del 13 de marzo del 2003. Las 16 horas y 10 minutos.

Unas palmadas en el agua son la se√Īal, un √°ngel sumergido es la imagen. Mi coraz√≥n grita sin poder m√°s y mi alma se sumerge en √©l, tan hondo que soy incapaz de alcanzarla, que me est√° costando media vida que vuelva junto a mi coraz√≥n.

Mi hijo est√° muerto, ¬°ha muerto! ¬°No puede ser! Ambulancias, hospitales, 16 horas de desesperaci√≥n, gente por los pasillos, l√°grimas con sangre en los ojos de mi madre: ¬°inconsolable¬° Mis amigos arropan el dolor, y yo contengo el llanto. No me lo puedo creer. ¬°Es imposible! Siento el rencor y el remordimiento de una criminal. ¬°He matado a mi hijo! ¬ŅC√≥mo lo he dejado solo esos 5 minutos? Cinco minutos que le han costado la vida. Yo soy su madre, lo √ļnico que tiene, y le he dejado. ¬°Mala persona, mala madre, loca!

Todos esos pensamientos pasan por mi cabeza, √©sos y el deseo de hundirme con √©l, pero la voz de una mujer, mi hermana que est√° junto a m√≠ me dice: ‚ÄúTranquila, tu hijo se acaba de ir con la abuela, ella lo va a cuidar‚ÄĚ ¬°Mi hijo muerto, con mi abuela muerta, qu√© dices!

Mi hermana me asegura: ‚ÄúEs la verdad‚ÄĚ... Y yo me rompo en el silencio buscando una escapatoria de ese infierno. Sigo sin poder creer lo que me est√° pasando.

Dos d√≠as despu√©s, con toda mi familia; trajes de negro, ojos empapados, un ata√ļd blanco marca las horas del final, un rumor de cat√≥licos rezando un rosario son su despedida, y yo negando la existencia de Dios y neg√°ndome a m√≠ misma. Yo, la que pod√≠a con todo, ¬°y ahora no puedo ni siquiera sujetar el chupete que fue de mi hijo!

Todo se calla, me voy, me voy de nuevo al sitio donde empec√© a crear mis ilusiones y que ahora huele a podrido, solo un retrato a tama√Īo natural en la entrada de mi casa es mi menudo consuelo.

Tres meses despu√©s de la muerte de Diego: Durante el primer mes estaba ausente, todav√≠a le esperaba. En el segundo empec√© a darme cuenta de que no era un sue√Īo, ¬°... se fue para siempre! El tercero me volv√≠ loca, loca de verdad, sin soluci√≥n.

Pero una noche de junio, cercano el d√≠a en el que mi hijo podr√≠a cumplir su primer a√Īo, mi pareja me despert√≥ y me dijo: ‚ÄúHa estado aqu√≠ una mujer vestida de blanco. Estaba cerca del ba√ļl, a los pies de la cama, y te sonre√≠a feliz. ¬°Victoria, est√°n contigo!‚ÄĚ En ese momento √©l rompi√≥ a llorar. ¬ŅQue, ¬°mi hijo ha estado aqu√≠!?, respond√≠, y despu√©s le dije: ‚Äú¬°Pero si t√ļ no crees en esas cosas!‚ÄĚ. Y √©l contest√≥ seguro de lo que dec√≠a: ‚ÄúNo creo, pero le he visto, ha estado aqu√≠, y te ama‚ÄĚ. En aquel momento mir√© al Cielo y pens√©: Si √©l no cree y lo ha visto, tiene que ser verdad. Y mirando al ba√ļl, mi coraz√≥n grit√≥ un ¬°Te amo hijo m√≠o, te amo Diego!

Estuve unos días, meditando, pero no dudaba, sabía que eso era real, tenía la certeza. No sé por qué, pero algo dentro de mí decía que era verdad. Quizá algo a qué sujetarme, pero estaba convencida.

Y, poco tiempo despu√©s encontr√© a un loco, ¬°un loco de amor!, que me habl√≥ y me dijo ‚ÄúVuela, vuela con tu hijo, mira a las mariposas, ves qu√© f√°cil es volar, est√° muy cerca de ti y viajar con √©l es f√°cil. Ven a mi casa, ven con nosotros, con mi hija que tambi√©n est√° cerca, junto a tu hijo‚ÄĚ. Destino, casualidad. ¬°¬°¬° Dios!!!, yo qu√© s√©, pero qu√© sensaci√≥n m√°s bella.

Entr√© a ese hogar abierto una tarde, una tarde maravillosa, Iba acompa√Īada de mi madre, o lo que quedaba de ella. Se respiraba amor, en esa casa, se respiraba vida y se respiraba emoci√≥n en los rostros de Ana Mari y Jos√© Luis... Y me ofrecieron todo. Les di las gracias, y les dije que quer√≠a emprender ‚ÄúEl vuelo de la mariposa‚ÄĚ, ellos me dijeron. ‚Äú¬°Adelante, vamos all√°¬°‚ÄĚ.

No llegu√© a dormirme, y guiada por la voz de Jos√© Luis empec√© a volar. Y vol√©. ¬°Vaya que si vol√©! Y rescat√© mi alma hundida. No era un sue√Īo, no es lo mismo, se respiraba paz y armon√≠a, y se sent√≠an los colores en el cuerpo. ¬°Qu√© guapo estaba¬° ¬°¬°Diego, hijo m√≠o!! Sentado en el suelo, con un peto rojo, el pelo rubio y los ojos de su padre. Nos abrazamos, lo llen√© de besos y abrazos, llor√©, re√≠a y me emocion√©. ¬°¬°Estaba con mi hijo, como es posible!! Y est√° vivo. ¬°¬°¬°VIVO!!!

 

DIEGO.-Mam√°, por qu√© me dejaste aqu√≠, te echo de menos y a mi abuelita tambi√©n. ¬ŅD√≥nde est√°n los t√≠os, donde est√° Abdul?

YO.- No sab√≠a que decir: √©l nos esperaba all√≠ a todos. Le expliqu√© como pude, guiada por Jos√© Luis, y despu√©s no deje de decirle que le amaba. √Čl no sab√≠a nada de lo que hab√≠a pasado, no hab√≠a vivido mi desesperaci√≥n cuando muri√≥, porque no hab√≠a muerto, s√≥lo se fue a otro sitio, pero siempre cerca de m√≠. ¬°¬°¬° Dios m√≠o, que grande eres!!! ¬°¬°Gracias¬°¬° Negu√© demasiado a Dios en los √ļltimos tiempos, y de nuevo volv√≠a a sentir la tranquilidad de saber que me estaba arropando.

DIEGO.- Mama, la tía Eva, me regaló una cruz cuando yo nací, póntela.

YO.- Hijo, ¬Ņqu√© cruz? No s√© nada de esa cruz.

MI MADRE.- Estaba hundida en su dolor, y cuando ella me oy√≥ decir lo de la cruz, su cara se ilumin√≥ y me dijo: ‚ÄúHija, es verdad, la tengo yo en casa, no se la pon√≠amos porque era muy peque√Īo, pero tu hermana se la regal√≥. Se la encontr√≥ antes de que el naciera, luego le compro una cadena para pon√©rsela cuando tu dieras a luz‚ÄĚ.

YO.- Llorando, emocionada, encantada, con tanta verdad, alrededor m√≠o. Al lado de mi hijo, tanto amor, tanto cari√Īo. ¬°¬°¬°Gracias, gracias, Dios m√≠o de nuevo!!!

DIEGO.- Me besa y le dice a mi madre que: ‚Äúeso que t√ļ le pides a la abuela no va a pasar todav√≠a, no es tu momento. Abuela te quiero mucho, estoy mucho contigo y con la t√≠a. T√ļ lo sabes, me has visto, me has o√≠do. No enciendas tantas velas, ¬°te echo de menos!‚ÄĚ.

MI MADRE.- Lloraba entre la sorpresa y la alegría.

DIGO.- ¡Me voy! me dijo, y me volvió a abrazar.

YO.- No me da tiempo a retenerlo, no puedo y un segundo después me encontraba de nuevo con todos ellos.

En el ambiente una especie de satisfacci√≥n, risas y emoci√≥n, mucha emoci√≥n. ¬ŅC√≥mo pod√≠a ser? Yo no sab√≠a esas cosas y mi hijo me las ha dicho, no pod√≠a ser otro.

¬°Cu√°nto le amaba! ¬°Cu√°nto amor sent√≠ por los otros padres unidos por el dolor! Si se dieran cuenta, tambi√©n para ellos todo ser√≠a distinto, Si pudieran saber que somos los padres de los ni√Īos de la muerte, pero tambi√©n padres de los √°ngeles que siempre est√°n cerca, que se balancean en el aire al lado de nuestra piel, que nos susurran una ‚Äúnana‚ÄĚ cada noche al dormir, y que son capaces de mover el mundo, o cada mundo particular... ¬°Cuando sepan que nuestros hijos viven llenos de amor, y que con √©l nos llenan a nosotros tambi√©n! ¬°¬°Oh!! Cuando lo sepan, cuando los vean y los sientan como yo acabo de hacerlo...

Toda mi vida, he tenido una falta de cari√Īo importancia debido a mi situaci√≥n familiar. Tengo 23 a√Īos, pero nunca hab√≠a amado tanto de verdad. Ahora, y gracias a mi hijo, empiezo a descubrir el amor, el amor en esencia pura, amar por amar, sin nada m√°s. El amor no tiene nada m√°s, solo eso: Amor, inexplicable. No vemos su cuerpo como antes, pero el Amor hace que est√©n con nosotros. Mi hijo, y lo sucedido con √©l, me ha ense√Īado la lecci√≥n m√°s importante de mi vida. Todav√≠a lo echo de menos f√≠sicamente. A veces me duele no tenerlo para acariciar su carita, pero s√© que √©l est√° ¬°y est√° bien!

Mi hijo no es sólo un recuerdo porque he visto la verdad. La verdad es más real, más esencial, ¡es más vital! Y la verdad que he descubierto es que, gracias a Dios, gracias al Amor que desde él fluye sin cesar: ¡nada!, incluso lo que llamamos muerte, puede romper los lazos de los corazones eternamente unidos por el amor, porque ahora he conocido que el AMOR es Dios, y Dios no puede morir.

Lolys: Relato de vuelo

13/04/2019

Lolys: Relato de vuelo

Este primero de octubre del 2016 

Tuve la gran fortuna de hacer el vuelo junto con otras personas de la mano de Jos√© Luis de la Rica 

Voy a contar cómo se dio la bella experiencia que lo que me dejó es un inmenso sentimiento de amor, gratitud y paz.

El vuelo empieza y ya estamos todos listos para emprender el viaje 

Este empieza cuando yo me encuentro caminando por un camino lleno de hojas secas de color naranja y caf√© el paisaje ah√≠ se ve hermoso ya que los colores del oto√Īo a m√≠ en lo particular son de los m√°s bellos 

Mientras camino veo en mis manos un ramo de rosas blancas 

Las m√°s bellas que he visto perfectas y con un color blanco como la nieve 

Al momento de que se nos pide dejar las flores en un lugar donde podamos verlas al regreso yo las puse entre todas esas hojas 

Lo m√°s curioso es que cuando yo me dispongo a seguir adelante me veo descalza caminando ya por un camino despejado y verde adem√°s de que llevo una t√ļnica blanca como  Vestimenta 

A d√≥nde voy ? Me pregunt√© y segu√≠ adelante con la confianza de que algo mejor me esperar√≠a 

Al poco de caminar de repente empiezo a ver una luz blanca que llena el lugar es una luz tan brillante que ven√≠a desde arriba 

Se me pide que alce los brazos y eso hago y en ese momento me empiezo a elevar hasta llegar a un lugar donde hay mucha gente que se dirige hacia m√≠ 

Me dan un abrazo muy caluroso y lleno de amor, de esos abrazos reconfortantes 

Hasta que una persona se acerca y me abraza y yo siento que no quiero soltarlo cuando se me pide que vea qui√©n es 

Mi gran sorpresa ES JOS√Č MI ESPOSO dije 

No lo hab√≠a visto as√≠ desde aquel d√≠a que nos casamos 

Sonriente, feliz, y sobre todo ligero sin nada de ataduras y situaciones que lo hicieran sentirse lleno de stress 

Le dije tantas cosas que la verdad yo creo lo maree de tanto que ten√≠a por platicarle jajajaja 

De ah√≠ nos dirigimos a un sal√≥n ah√≠ hab√≠a m√°s gente y est√°bamos todos alrededor de una mesa de madera grande la cual hab√≠a una persona al otro lado de donde est√°bamos que parec√≠a sin duda Jes√ļs 

Que bello sentimiento de paz 

Ya creo por qu√© nadie quiere regresar, y no porque aqu√≠ no se viva bien, pero ah√≠ en ese lugar la √ļnica emoci√≥n que est√° es la del amor.

Ya despu√©s de recibir el bello mensaje de Jos√© me lleva a otro lugar que es otro sal√≥n al que parece que es una fiesta pues somos tantos que llegamos ah√≠ al mismo tiempo y hay tantos reencuentros que eso es lo que sucede, cuando de repente se acerca alguien m√°s y al verlo mi otra bella sorpresa MI PAP√Ā 

Ayyy mi pap√° un hombre al que admiro y amo con todo mi coraz√≥n lo vi como muy pocas veces lo vi en vida, contento y lleno de gozo 

Su rostro lleno de paz que todo lo que yo quer√≠a en ese momento era llenarlo de abrazos 

Todos esos abrazos que me han faltado todos estos a√Īos 

Al estar ah√≠ en ese sal√≥n solo vi a gente que se acercaba me abrazaba y se iba 

Gente que no conozco a√ļn pero s√© que en alg√ļn momento lo har√© 

El vuelo termina pero mi bendici√≥n no 

Ellos se van desvaneciendo poco a poco pero en lugar de sentir tristeza al despedirse me dio un gran sentimiento de agradecimiento por haber estado ah√≠ 

Me regreso y voy a recoger mis rosas que est√°n m√°s bellas y me las llevo al coraz√≥n 

En ese momento me regreso al mundo que a√ļn pertenezco y que todav√≠a hay mucho por hacer. 

 

Una vez más GRACIAS José Luis por haber hecho este instrumento tan Bello de poder ir a donde nuestros seres queridos están, en el que ni la muerte nos separa

Ya que las personas amadas que se van solo siguen un camino y proceso de luz y al que alg√ļn d√≠a llegaremos para continuar con ellos. 

 

Eternamente agradecida...

Con todo el amor te presento al hombre que lleno mis d√≠as por once a√Īos. 

Ely: Relato de vuelo

13/04/2019

Ely: Relato de vuelo

Es amiga de William, un muchacho que parti√≥ este a√Īo, vecino de Ely y un chico muy, muy querido por m√≠ y por muchas de las personas que lean este texto. Le conocimos participando en las reuniones de El vuelo de la mariposa que organizamos por Skype. Su mam√° hab√≠a regresado a Casa y a √©l se le hab√≠a partido el coraz√≥n. 

Ely aprendi√≥ a realizar su vuelo asistiendo a reuniones acompa√Īada por nuestro bueno de William. 

Este es el relato de su vuelo:

Hice mi relajación primero, me elevé y llegué a un bosque, planté mi rosal y caminé. Llegué a la orilla del río y todo más brillante, hermoso. Y a lo lejos había una banca y una persona sentada allí. Era William que me esperaba, porque habíamos quedado en eso cuando estaba aquí y que nos buscaríamos con El vuelo.

Se veía muy bien, muy radiante y contento. Me senté junto a él y le pregunté si estaba bien y aunque no lo oía yo entendía que estaba bien. Caminamos tomados del brazo. Y corrimos, volamos y recorrimos muchos lugares.

Llegamos al templo y √©l me dej√≥ en la puerta y entr√© y hab√≠a mucha luz y flores. Llegu√© al ba√ļl de polvo de estrellas y lo tom√©.

Sal√≠ y Will estaba esper√°ndome, pero rodeado de gente. Estaba su mam√°, mis pap√°s, mis abuelos y otras personas que son mi familia. Aunque no los reconoc√≠, pero sab√≠a que eran mis familiares. Y los abrac√© y caminamos hasta llegar a una casa de madera, como una caba√Īa hermosa. Ten√≠a un jard√≠n y Willi se puso arreglar las plantas y le dije que era lo que a √©l le gustaba. Le dije que pondr√≠a mi √°rbol de Navidad, el a√Īo pasado √©l me lo adorn√≥ hermoso. Y me dijo que lo pusiera que lo har√≠a bien

Luego entramos a la casa y estaban todos reunidos y había mucha comida sobre la mesa, pero no vi que alguien comiera, ni yo jaja. Pero se sentía tan bien, tan en casa. Era acogedor.

Abrace a mi mam√°, a mi pap√°.

Les dije que quer√≠a ir con Jes√ļs y me llevaron a un jard√≠n y √©l estaba all√≠, rodeado de ni√Īos. Y una ni√Īa corri√≥ hasta nosotros y mientras lo hac√≠a iba creciendo y se hizo una muchacha hermosa de cabellera larga y color ceniza y hermosos ojos color miel, -es mi hija que perd√≠- y me abraz√≥. Le dije que sigue siendo mi ilusi√≥n y est√° en mi pensamiento y mi coraz√≥n. Llegu√© junto a Jes√ļs, ella me llev√≥, y √©l volte√≥. Se ve√≠a tan joven, diferente‚Ķ Estaba vestido tan sencillo, calzaba guareches, y le ped√≠ permiso de tomar sus manos, y le vi sus heridas. Las bes√© y le ped√≠ perd√≥n por la humanidad, por los ni√Īos que padecen hambre, por los que sufren y por los enfermos. Por mis hijos, mis nietos, mi esposo y por m√≠. Por los errores, defectos y pecados que cometemos Le dije que estoy en sus manos ciegamente y solo √©l podr√≠a curar mis ri√Īones. Pero soy y vivo lo que decida, sin protestar Solo quiero vivir a√ļn m√°s en la tierra, para ver crecer a mis nietos y quiero estar bien. Pero ser√° lo que √©l decida para m√≠ Le ped√≠ que si or√°bamos, y todos se acercaron. Nos rodearon como abrazados y se hizo una luz alrededor nuestro, se sent√≠a confortante. No o√≠ palabra, pero entend√≠a lo que se dec√≠a- Fue hermoso.

Y le agradecí, y me despedí de mi familia y caminé con Willi de regreso. Creo que quién hablaba mucho era yo. Y llegamos hasta el banco a la orilla del río y me dijo que allí me vería de nuevo.

Y no quería volver. Pero me decía ya es tiempo.

Y volví a mi rosal. Y regresé del vuelo-

Aahh! cuando veníamos de regreso le tiré polvo de estrellas como jugando. Y a Willi se ponía su cabellera larga muy dorada. Se veía muy, muy bien.

Así fue. Lo logré muy rápidamente

Testimonio de Loly

13/04/2019

Testimonio de Loly

Gracias a M¬™ √Āngeles, Encarnita y Jose Luis por el vuelo

Muchas gracias a los tres por el vuelo del domingo 26. ¬°Qu√© alegr√≠a tan grande! Estaba impaciente por que se descargara y poderlo escuchar, que ilusi√≥n me hizo y verdaderamente me alegr√≥ el d√≠a. Llevo unos cuantos d√≠as de baj√≥n y me vino de maravilla. Durante estas dos √ļltimas semanas le he estado pidiendo se√Īales a mi mam√° y cual mejor que esta. Todo es muy dif√≠cil desde que te marchaste mamita, ya nada es igual, ahora los d√≠as que deb√≠an de ser felices por acontecimientos especiales se tornaron grises y tristes, pero con tu ayuda todo se va sobrellevando y a la vez voy creciendo gracias tambi√©n a la familia que compone este foro.

Cuanto he disfrutado escuchando el vuelo y las mejores se√Īales han sido que realmente tanto a mi mam√° como a m√≠, nos llaman Lola y Loly y cada vez que escribo Lola hija de Loly siempre pienso no s√© si deber√≠a de poner Loly hija de Lola y mira por donde va mi mami y lo refiere en el vuelo.

Otra cosa que me lleg√≥ muy hondo fue que siempre que he escuchado a M¬™ √Āngeles hablar de su relaci√≥n con su hija, he pensado que aqu√≠ en la tierra han tenido la misma relaci√≥n especial de hija madre, madre hija que la de mi mam√° conmigo y siempre he pensado que los papeles est√°n cambiados, pero en definitiva somos madre e hija separadas f√≠sicamente; y esto tambi√©n lo coment√≥ mi mam√°.

S√© que el principal motivo de que haya salido mi mam√° en el vuelo, ha sido para animarme y darme ese empujoncito que me hac√≠a falta, ahora el mes de agosto nos iremos de vacaciones donde siempre iba con mi mam√° y tanto hemos disfrutado juntas; pero me est√° constando arrancar este golpe, s√© que vas a estar conmigo pero cu√°nto cuesta sin tu presencia f√≠sica. Es que realmente hemos disfrutado tanto juntas, a veces como ni√Īas chicas; simplemente al hacer las maletas la fiesta que organiz√°bamos; ¬°Bueno yo me llevo los zapatos azules, ah, vale, pues entonces yo me llevo los blancos...! Y as√≠ con todo, y ahora es tan triste hacer la maleta. Es todo mec√°nico, ya no hay risas ni juegos; cu√°nto te extra√Īo mi coraz√≥n.

Bueno ya no me enrollo más, de nuevo muchas gracias porque me alegrasteis el día y creo que donde voy no tendré Internet, pero en cuanto vuelva con vuestra ayuda claro haré de nuevo el vuelo para visitar a mi mamá.

Besos a todos os quiero mucho.

Loly hija de Lola

 

Muchas gracias a los tres por el vuelo del domingo 26. ¬°Qu√© alegr√≠a tan grande! Estaba impaciente por que se descargara y poderlo escuchar, qu√© ilusi√≥n me hizo y verdaderamente me alegr√≥ el d√≠a. Llevo unos cuantos d√≠as de baj√≥n y me vino de maravilla. Durante estas dos √ļltimas semanas le he estado pidiendo se√Īales a mi mam√° y cual mejor que est√°. Todo es muy dif√≠cil desde que te marchaste mamita, ya nada es igual, ahora los d√≠as que deb√≠an de ser felices por acontecimientos especiales se tornaron grises y tristes, pero con tu ayuda todo se va sobrellevando y a la vez voy creciendo gracias tambi√©n a la familia que compone este foro.

Cuanto he disfrutado escuchando el vuelo y las mejores se√Īales han sido que realmente tanto a mi mam√° como a m√≠, nos llaman Lola y Loly y cada vez que escribo Lola hija de Loly siempre pienso no s√© si deber√≠a de poner Loly hija de Lola y mira por donde va mi mami y lo refiere en el vuelo. Otra cosa que me lleg√≥ muy hondo fue que siempre que he escuchado a M¬™ √Āngeles hablar de su relaci√≥n con su hija, he pensado que aqu√≠ en la tierra han tenido la misma relaci√≥n especial de hija madre, madre hija que la de mi mam√° conmigo y siempre he pensado que los papeles est√°n cambiados, pero en definitiva somos madre e hija separadas f√≠sicamente; y esto tambi√©n lo coment√≥ mi mam√°. S√© que el principal motivo de que haya salido mi mam√° en el vuelo, ha sido para animarme y darme ese empujoncito que me hac√≠a falta, ahora el mes de agosto nos iremos de vacaciones donde siempre iba con mi mam√° y tanto hemos disfrutado juntas; pero me est√° constando arrancar este golpe, s√© que vas a estar conmigo pero cu√°nto cuesta sin tu presencia f√≠sica. Es que realmente hemos disfrutado tanto juntas, a veces como ni√Īas chicas; simplemente al hacer las maletas la fiesta que organiz√°bamos; ¬°Bueno yo me llevo los zapatos azules, a vale pues entonces yo me llevo los blancos...........! Y as√≠ con todo y ahora es tan triste hacer la maleta, es todo mec√°nico ya no hay risas ni juegos; cuanto te extra√Īo mi coraz√≥n. Bueno ya no me enrollo m√°s, de nuevo muchas gracias porque me alegrasteis el d√≠a y creo que donde voy no tendr√© Internet, pero en cuanto vuelva con vuestra ayuda claro har√© de nuevo el vuelo para visitar a mi mam√°.

Besos a todos os quiero mucho.

Loly hija de Lola o Lola hija de Loly

Pl√°cido: Relato de vuelo

13/04/2019

Pl√°cido: Relato de vuelo

Experiencia del vuelo del 20 9 09

Estaba haciendo una relajaci√≥n y me sent√≠a muy bien, a medida que trascurr√≠a el tiempo fui tomando conciencia de donde estaba. Estaba en un sitio precioso lleno de flores y de verde por todos lados, de momento vi a Pl√°cido Jos√© que me dijo que nos sent√°ramos en un banco que hab√≠a a la derecha del camino, es el banco en donde nos solemos sentar siempre. Est√°bamos sentados y me dijo que ten√≠a que dejarme solo, que iba a tener una visita. Me dio un beso √©l y otro Jos√©, que tambi√©n estaba con nosotros en el banco, se alejaron y me qued√© solo mirando la belleza del sitio, ya digo que era muy bonito parec√≠a una pel√≠cula de valles y monta√Īas, con sus √°rboles muy frondosos, su r√≠o con las aguas cristalinas y hasta una cascada.

Cuando miré a la derecha vi venir a una chica que ya conocía, se llamaba Loli. Se acercó y me dio un abrazo. Le pregunté que si le pasaba algo o que si quería algo de mí y ella sonriendo me dijo que no, pero que estaba muy contenta de que fuera a verla.

Me emocion√© con esta chica, aunque yo s√≥lo la conoc√≠a de vista. Le dije que si quer√≠a que le dijera algo a sus padres y me respondi√≥ que no, que su madre la sent√≠a siempre a su lado y que de momento era suficiente. Le dije que no ten√≠a ning√ļn inconveniente en decirle que hab√≠a estado con ella, pero me repiti√≥ que su madre siempre estaba pensando en ella y ella siempre estaba a su lado.

Me pregunt√≥ que por qu√© s√≥lo ven√≠amos nosotros a verlos, que pod√≠an venir m√°s personas. Le dije que no todas estaban preparadas para hacerlo, que era muy f√°cil pero que por distintas razones la mayor√≠a de las personas no pod√≠an o no quer√≠an concentrarse en el vuelo, que en definitiva eso es lo que hab√≠a que hacer. Le dije que la primera vez que hice el vuelo s√≥lo pude ver a mi hijo de lejos pero que contra m√°s lo hac√≠a y m√°s empe√Īo pon√≠a lo ve√≠a m√°s hasta que pude hablar con √©l y ahora casi no necesito hacer mucha relajaci√≥n, con un poco que piense en √©l, enseguida lo sent√≠a conmigo, no solo a Pl√°cido Jos√© sino tambi√©n mi otro hijo Jos√©.

Pas√≥ un rato y me dijo que todo esto estaba bien, que poco a poco todas las personas podr√°n estar con sus seres queridos que partieron hacia otro sitio mejor y que conforme pase el tiempo lo ver√°n como algo normal. Me dijo, t√ļ imag√≠nate hace cien a√Īos, si en esa √©poca le hubieran dicho a alguien que se podr√≠a estar hablando por tel√©fono con Am√©rica como si estuvieran en el sal√≥n de tu casa, qu√© hubiera pensado esa persona, no se lo creer√≠a y seguro que la tomar√≠an por algo raro. Eso es lo que pasa ahora con los vuelos, pero con el tiempo todo ser√° normal, lo que no ser√° normal es que alguna persona no pudiera estar con nosotros. Y te digo m√°s, llegar√° un DIA que la muerte del ser querido no se sentir√° con tanto dolor. Ser√° como si se hubiera ido a vivir a otra ciudad, porque se abrir√°n portales que a nadie les sorprender√° y se podr√° viajar de la dimensi√≥n de la tierra hacia √©sta, pero para eso tendr√° que pasar mucho tiempo. Aqu√≠ tambi√©n tenemos una dimensi√≥n m√°s elevada a la que no podemos llegar hasta que estemos preparados. Que nadie se sorprenda, porque es normal. Es como cuando aprendes a utilizar el ordenador u otra cosa, al principio te crees que eso no es para ti, pero con el tiempo lo ves tan normal. Eso es lo que pasar√°, pero insisto no ser√° f√°cil ni en seguida...

Ya me dolía la cabeza de tanta concentración, pues este vuelo no fue fácil para mí. Mientras Loli me hablaba yo me salía y tenía que entrar constantemente. Loli me dijo que mis hijos ya venían para despedirse. Llegaron los dos, les di un beso y Placido José me dijo que mamá tenía que intentarlo otra y otra vez, que al final conseguirá entrar con la misma facilidad que entro yo. Le dije que se lo diría y que intentaría convencerla. Me despedí de Loli, le di un beso y me dijo que ahora tenía que descansar, que hoy he tenido muchas emociones. Que otro día seguiremos y te seguiré contando todo lo que hacemos aquí y que será muy interesante.

Me fui al templo, cogí un poco de polvo de estrellas y me dispuse a regresar a casa. Me costó un poco porque estaba solo y Jose Luis no estaba para ayudarme. Me hice un poco de sanación con el polvo de estrellas y se me quitó el dolor de cabeza y al momento ya estaba en mi casa.

Y ESO ES TODO.